Síguenos en las redes

@unblogdepalo

Correo electrónico

info@unblogdepalo.com

Arezzo es una pequeña y encantadora ciudad de Toscana que, probablemente, aunque no lo sepas ya conoces. A cualquier cinéfilo le sonarán algunos de los lugares más bonitos y representativos de Arezzo porque en esta localidad tienen lugar buena parte de las escenas “italianas” de La Vida es bella de Roberto Begnini. Hoy te contamos todo de Arezzo, qué ver, cómo llegar o dónde dormir ¿te animas a conocerla?

Arezzo qué ver en un día o dos

Arezzo tiene una impronta medieval única, es esa ciudad típica toscana mucho menos conocida que las famosas Florencia o Siena pero con un increíble gusto de tradiciones y cultura. En el recorrido por Arezzo no pueden faltar sus principales focos turísticos.

La Piazza Grande de Arezzo

La imagen más famosa de Arezzo e, indudablemente, una de las postales más bellas de la Toscana es su Piazza Grande. Se trata del corazón de la ciudad con algunos de los edificios medievales más bonitos de Italia en dos de sus laterales y muy ecléctico en los otros.

En los lados sur y este están los edificios residenciales de época medieval, con sus bellas fachadas de piedra como el Palazzo Tofani y la famosa Torre dei Lappoli. Estas fachadas se recubren de símbolos como escudos y telas, referentes a los grupos o asociaciones de la ciudad. En el lado oeste está el Palacio della Fraternità dei Laici y la iglesia la Santa Maria della Piave que más adelante descubriremos. En el lado norte se encuentra la famosa Logia de Vasari, un gran edificio con una galería de arcos de medio punto en la que se encuentran en la actualidad numerosos bares y restaurantes.

Arezzo que ver
Atardecer en la Piazza Grande

Muy característico de esta plaza es su desnivel, os daréis cuenta enseguida de que ¡la plaza está en ángulo! En uno de los lados de la Plaza también está el famoso Pozzo di Piazza Grande, sin duda, lugar muy fotografiado en Arezzo.

En uno de los ángulos, junto al palacio della Fraternità está el edificio de la Torre del Reloj. Es un ejemplo único en Italia ya que no hay muchos relojes astronómicos en Italia (diría que ninguno otro) y uno de los pocos que existen en Europa. Las vistas justo desde ese ángulo de la plaza merecen mucho la pena.

Palo en Arezzo
Palo en Arezzo

La iglesia de Santa María della Pieve

Es una de las iglesias más impresionantes que encontrarás en Toscana, su fachada es absolutamente espectacular. Se trata de una fachada adelantada con tres cuerpos de columnas que forman galerías de arcos de medio punto las dos más bajas y adintelada la superior. Además, cuenta con una gran torre campanile del siglo XIII que le proporciona mayor altura y espectacularidad. Te vas a quedar con la boca abierta y tendrás que levantar bien la vista porque la calle donde se encuentra es bastante estrecha y angosta, como si no hubieran previsto la magnificencia de la iglesia.

La iglesia de Santa María della Pieve
La iglesia de Santa María della Pieve

El interior es un precioso y altísimo ejemplo de arquitectura románica, personalmente para mí lo que más destaca son sus impresionantes y altas columnas y la luminosidad que tiene para ser una obra de esta época. Seguramente, uno de los primeros pasos hacia el gótico, pero con elementos estructurales románicos. Su ábside, que forma parte de la Piazza Grande, es muy interesante, con las mismas galerías de arcos que se pueden ver en la fachada.

Arezzo Santa Maria de Piave
El interior de la iglesia románica

Palazzo Pretorio

Si te encaminas desde la Iglesia de Santa María della Pieve hacia la zona de la Fortaleza Medicea, en Corso Italia te encontraras el Palacio Pretorio. Es uno de los ejemplos más curiosos de arquitectura medieval de la zona, se trata de un edificio del siglo XIII. En la actualidad es la Biblioteca Municipal de Arezzo y lo que más destaca es la cantidad de escudos que decoran la fachada.

Casa de Petrarca

Arezzo está ligado a la cultura, el arte y la literatura sin lugar a duda. Y uno de los personajes más sobresalientes relacionaos con la ciudad es Francesco Petrarca que nació allí en el siglo XIV. Uno de los edificios que le recuerdan es su casa natal, aunque ciertamente de aquel edificio medieval poco queda realmente.

En la visita a la Casa de Petrarca puedes ver un vídeo en el que se desarrolla la vida del autor y las relaciones que tuvo con la casa y la ciudad de Arezzo y el recorrido por diversas estancias. Es una visita interesante, aunque la realidad es que es un edificio más moderno que la casa natal.

Interior de la casa de Petrarca
Interior de la casa de Petrarca

Casa Museo de Giorgio Vasari

Otro de los personajes más representativos y relacionados con Arezzo fue el arquitecto, pintor y hombre del Renacimiento: Giorgio Vasari. Este vivió en el inicio del siglo XVI en la casa palacio que hoy es su museo. En el edificio todavía se pueden ver decoraciones y pinturas de la época del autor en diferentes estancias como la Habitación de la Fama y las Artes, la habitación de las Musas, etc…

Catedral de San Pedro y San Donato

Aunque a priori no es una catedral tan espectacular como la de Siena o Florencia, la de Arezzo también tiene su encanto. Se trata de un Duomo iniciado en el siglo XIII y terminado en el año 1500. Se sitúa en lo alto de la ciudad, donde estuvo la parte más antigua de esta cuando dominaban los griegos y los romanos en la zona.

Duomo di Arezzo
Duomo di Arezzo: parte exterior

Tanto el campanario como la fachada no son originales, el Campanario tuvo muchas intervenciones ya que se cayó ¡tres veces! La fachada es de inicios del siglo XX. Lo más destacable s el interior con las vidrieras del siglo XV y algunas pinturas de Piero de la Francesca.

Junto a la catedral se sitúa el Museo Diocesano, en el edificio de al lado. En él se custodian algunas obras interesantes de pintura y escultura, sobre todo referidas a la carrera de Giorgio Vasari. Quizá lo más interesante de la colección sean algunos crucifijos de madera del artista Bartolomeo della Gatta.

Escultura en el interior del Duomo de Arezzo
Escultura en el interior del Duomo

Basilica de San Francesco

Si hay una iglesia espectacular en Arezzo esa es la de San Francisco. Se trata de una pequeña iglesia que tiene algunos de los más impresionantes frescos de la pintura italiana: La Leyenda de la Vera Cruz de Piero Della Francesca. Realmente son impresionantes y son considerados una de las obras de arte más importantes de la pintura no sólo italiana sino europea.

Los frescos están muy bien conservados y si quieres visitarlos, como consejo, deberías coger las entradas antes, porque tienen un número cerrado de visitas al día. En la época del covid, además, eran menos, por lo que es mejor que pienses bien esta visita.

Iglesia de San Francesco en Arezzo
Iglesia de San Francesco en Arezzo

Otros lugares qué ver en Arezzo

Fortaleza Medicea y su parque

En lo alto de la ciudad se encuentra la fortaleza de los Medici rodeada de un gran parque en el que también se encuentra el Monumento a Francesco Petrarca. La gran fortaleza se construyó en el inicio del siglo XVI con intención de ser un lugar inexpugnable, se trata, sin duda, de un buen ejemplo de arquitectura militar defensiva que cuenta con unas impresionantes vistas.

Anfiteatro Romano

Una de las huellas más importantes del pasado romano de Arezzo es su anfiteatro en la parte sur (más baja) de la ciudad. Se data entre los siglos I y II d.C y aunque no hay muchos restos todavía se puede visitar su estructura elíptica e imaginar lo magnífico que pudo ser. Todavía se utiliza, sobre todo en las noches de verano, para conciertos y espectáculos.

Palazzo Bruni-Ciocchi (Museo de Arte Medieval y Moderno)

En un precioso edificio de época renacentista se sitúa uno de los museos más importantes de la ciudad en el que se conserva una importante colección de escultura, pintura, artes decorativas en general.

Palazzo dei Priori (Ayuntamiento de Arezzo)

Sin duda, para mí, es uno de los edificios más bonitos de Arezzo. Está frente a la catedral y es un ejemplo de arquitectura civil del siglo XIV, allí vivían los magistrados de la ciudad. En la actualidad es la sede del Ayuntamiento y converva un precioso patio renacentista con arcadas de galerías y algunos frescos en las estancias interiores del siglo XVII.

Palazzo dei Priori en Arezzo
Palazzo dei Priori en Arezzo

Datos prácticos en Arezzo

Cómo llegar

Arezzo, aunque es una pequeña ciudad, está muy bien comunicada tanto con medios públicos como a través de diferentes carreteras. Nosotros llegamos en coche ya que estuvimos varios días de roadtrip por Toscana. Desde Florencia tendrás que seguir la Autostrada del Sole (es decir, la autopista A1 Milano-Napoli) que recorre media Italia. La salida de Arezzo se encuentra a unos 10km de la ciudad, es muy sencillo llegar a ella.

Si llegáis en coche y queréis aparcar en la ciudad os aconsejo que lo hagáis en los parkings o zonas aledañas de estos de la parte baja de la fortaleza Medicea o fuera de las “murallas”. Los aparcamientos “bajos” Tarlati o Pietri son grandes y muy cómodos, ya que aunque parece a gran distancia del centro tienen unas escaleras automáticas que dan directos a la catedral. ¡Super fácil llegar!

En tren también es bastante sencillo llegar, la estación de tren no está muy lejos del centro de la ciudad y los trenes de la línea Bolonia-Roma son frecuentes. Es una manera bastante cómoda de visitar la ciudad, si estáis en Florencia en una hora de tren podéis llegar a Arezzo.

También hay otros medios públicos, autobuses, que unen Arezzo con pueblos de su provincia, dependen de varias compañías, si lo necesitáis os aconsejo que echéis un vistazo a las páginas de ATAM, LFI o SITA.

Pero que bonito es Arezzo
Pero que bonito es Arezzo

Dónde comer

Arezzo tiene un montón de lugares tradicionales, típicos sitios en los que degustar los muchos vinos de la zona y los platos toscanos. Si hay una zona especialmente llena de bares y restaurantes son los alredeodres de la Piazza Grande. Hay varias calles llenas de locales tanto para tomar algo rápido como para comer o cenar muy bien y con calma. Estuvimos un par de días en la ciudad, aunque uno comimos en las afueras en una piscina porque no podíamos más del calor. Pero hicimos también algunas paradas en locales para comer, tomar el aperitivo o cenar.

Los dos mejores restaurantes de Arezzo están prácticamente pegados en Via Giuseppe Mazzini, que es una paralela a la Piazza Grande. Allí se sitúan la Antica Ostería l’Agania y la Trattoria Il Saraceno. Cuando hay buen tiempo ambos ocupan prácticamente toda la calle con sus terrazas con manteles de cuadros de colores tan típicos italianos.

Sin duda, la Antica Osteria l’Agania es uno de los restaurantes más famosos de Arezzo y bastante antiguo ya que lleva en activo desde los años 50. El interior es muy tradicional, con mesas de madera, manteles de cuadros y un montón de botellas de vino decorando la sala. Se come muy bien y el precio es económico, sin embargo, no cogen reservas y hay que ir bastante pronto para comer allí.

Al lado se encuentra la Trattoria Il Saraceno, con un montón de platos tradicionales como los pici al cinghiale, la ribollita aretina o los higadillos. Por supuesto, tiene una extensa carta de vinos de la zona que puedes pedir también por copa. Se come muy bien y el precio es muy aceptable, no nos pareció nada caro en general Arezzo.

Una de las tardes cenamos de aperitivo en uno de los locales más famosos de Arezzo: Caffé dei Costanti. Es un bar con más de 200 años ya que se abrió en el 1804 y desde entonces fue un lugar de encuentro, tertulia y relaciones entre la aristocracia florentina. Además, es una de las localizaciones de La Vida es Bella, por allí pasan los protagonistas en una de las escenas de la película.

Cena en Il Sarraceno en Arezzo
Cena en Il Sarraceno en Arezzo

Dónde dormir

En Arezzo hay una buena oferta de hoteles y alojamientos. Nosotras nos alojamos en el Hotel Minerva, un hotel de 4 estrellas situado cerca del centro, pero no en pleno centro. La cuestión era encontrar un hotel que tuviera aparcamiento donde poder dejar el coche sin problemas y por eso elegimos el hotel Minerva. Además, luego, cuando descubrimos los parking del centro y gratuitos nos pareció que era una opción estupenda.

La única pega del hotel es que no tiene piscina, algo que no era para nosotros indispensable, pero que al pillarnos una ola de calor de 42 grados en Arezzo terminó siéndolo. Por lo demás, el hotel es bastante moderno para lo que son los hoteles en Italia, con las habitaciones amplias y nuevas. Tiene una gran recepción, restaurante y jardín. El precio estuvo muy bien, ya que nos salió 90€ la noche la habitación triple sin desayuno.

 

¿Qué te ha parecido Arezzo? Te animas a conocer esta ciudad tan bella e interesante en términos culturales. Seguro que es un buen destino para añadir en un itinerario por Toscana.

Un blog de Palo

Un blog de Palo, un pequeños blog sobre viajes, itinerarios turísticos, presupuestos y mucha gastronomía.

Artículos recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.