Roma o Milán qué elegir
Europa

¿Roma o Milán? Cómo elegir una de estas ciudades

Roma y Milán, la eterna rivalidad entre las dos “capitales” italianas, los enemigos acérrimos en el mundo del “calcio”, pero… estoy pesando en visitar una de ellas. ¿Por cuál empiezo? Hoy te contamos algunas de las consideraciones que debes tener si quieres viajar a Roma o Milán y todavía no te has decidido: transportes, qué ver en cada una de ellas o qué hacer en estas maravillosas ciudades.

Viajar a Roma o viajar a Milán ¿con cuál me quedo?

¿Cón qué ciudad me quedo si voy a viajar a Italia y estoy dudando entre Roma o Milán? Seguramente no tengamos en este blog una respuesta absoluta, pero a lo mejor entre nuestras líneas encuentras ideas para resolver la duda. Roma es inmensa, emocionante y bella, Milán es moderna, viva y con mucha cultura. De una y otra por aquí tenemos muy buenos recuerdos, en una trabajé tres años y en la otra viví algunos de los mejores momentos de mi vida. Para ti, la elección entre Roma o Milán.

Por qué viajar a Roma

¿Cómo es Roma?

Roma es sencillamente apasionante. La ciudad eterna, la ciudad del amor (como París), con un encanto inigualable y una belleza sin parangón, es arte. Es una ciudad de cultura e historia en la que emborracharse a cada paso con sus monumentos y rincones.

Roma tiene muy buenas conexiones con ciudades como Madrid, Valencia, Barcelona, Sevilla… Dispone de dos grandes aeropuertos: Ciampino y Fiumicino, conectados por tren con la ciudad en unos 45 minutos (si no hay huelgas o retrasos).

El transporte público en Roma es sobre todo en superficie, ya que aunque hay metro solo hay un par de líneas. El metro en esta ciudad es una cosa de locos, cada vez que se realiza una excavación para realizar un nuevo trayecto o una parada se encuentran restos que impiden seguir con la labor. De esta forma, si te quieres mover en Roma, lo mejor es utilizar el autobús y caminar mucho, por supuesto.

Qué ver en Roma

En Roma hay muchos lugares que visitar. Esta gran urbe es una de las ciudades con un mayor número de monumentos por metro cuadrado en el mundo. Pero no solo la monumentanidad de sus edificios llamará la atención al viajero, sus calles, su gastronomía, los rincones pintorescos… Pero, ¿cuáles son los lugares imprescindibles en la capital italiana?

  • Roma es una ciudad antigua y este es uno de los ejes fundamentales de cualquier visita turística. El Coliseo, el anfiteatro más grande del mundo y bien UNESCO, es uno de los símbolos de Roma. Junto con los foros, Foro Romano, y los vecinos arcos (Arco de Constantino) son un buen lugar para empezar el recorrido.
  • Piazza Venecia es un punto neurálgico en la ciudad, puedes visitar el Altar de la Patria un Monumento de ámbito nacional en honor a Vittorio Emanuele II.
  • El Pantheon y sus alrededores, como la plaza Navona, son lugares muy agradables y por supuesto muy turísticos. Cerca de ellos también se sitúa la famosa Piazza de España, donde se encuentra la Embajada de dicho país y la no menos famosa Scalinata de Trinità dei Monti. No dejes de subir esta escalera, las vistas son muy bellas. Las plazas romanas están decoradas por maravillosas fuentes como la de los Cuatro Ríos en el centro de la Piazza Navona, obra del escultro barroco Bernini.
  • El Vaticano se puede considerar un viaje a parte, es un lugar de grandísimas dimensiones y los museos vaticanos son uno de los complejos museales más visitados del mundo. Además de la Basílica de San Pedro, la columnata exterior con sus casi 300 columnas y sus impresionate interior con numerosos ejemplos del arte monumental que llevó a cabo la iglesia durante siglos. No puedes perderte la Capilla Sixtina de Miguel Ángel, es, sin duda, una de las mejores obras del renacimiento no sólo italiano sino mundial.
  • Castel Sant’Angelo está casi a las puertas del Vaticano y en una de las orillas del río Tiber (Tevere), es otro de los centro turísticos de la ciudad. Nos encanta cuando atardece.
  • Trastevere es uno de los barrios más bonitos de Roma. Sus calles y edificios son muy agradables para pasear y sentarse a comer o tomar un vino. Entre las zonas más bonitas está la plaza de la Basílica de Santa María in Trastevere y las vistas desde la Iglesia de San Pietro in Montorio. En lo alto de la colina se sitúa la Academia española y el famoso templete renacentista de Donato Bramante, una construcción modelo y ejemplo para la arquitectura posterior.
  • Fontana di Trevi, seguramente se ha convertido en uno de los lugares icónicos de Roma. Siempre llena de turistas este hecho no le quita encanto y, por supuesto, hay que visitarla. Se trata de una fuente monumental escondida entre las calles romanas. En sus alrededores hay muchísimos lugares para comer o cenar.

 

La Fontana de Trevi
La Fontana de Trevi en el centro de Roma
¿Buscas un alojamiento en Roma? Casi siempre que he estado en esta ciudad me he alojado en el área de Roma Termini. La última vez lo hice en el Hotel Bettoja MassimoD’Azeglio, un hotel 4 estrellas un poquito rococó pero muy cómodo y limpio. No es nada barato, fue un regalo que me hicieron para darme una sorpesa.

 

Por qué viajar a Milán

¿Cómo es Milán?

Milán es una de las mejores ciudades de Europa para escaparte un fin de semana. ¿Por qué? Por múltiples razones, pero las principales son que hay bastantes vuelos desde muchas ciudades españolas y que tiene un tamaño abarcable donde se combina shopping, cultura y gastronomía.

A Milán, con sus tres aeropuerto Linate, Malpensa y Orio al Serio, aunque estén en otras provincias, es un destino muy cómo para ir un fin de semana sin tener que coger días de vacaciones y aprovechando al máximo las horas. Hay vuelos desde muchos lugares de España insular y penínsular. Desde Madrid y Barcelona hay numerosas frecuencias y operadores. Por eso, el precio va a ser muy competitivo y vas a encontrar opciones para los que optan por low cost o por otras compañías.

Desde los aeropuertos hay buenas conexiones a Milán, se trada en general 50 minutos de Malpensa y Orio y Linate se encuentra en la ciudad. Todos los aeropuertos están conectados con la estación Central y desde allí hay metro a cualquier sitio en el centro de la ciudad. El centro de Milán es muy abarcable a pie, el metro funciona muy bien en general y los principales sitios turísticos están conectados entre sí.

Qué ver en Milán

Auque muchos viajeros piensen que Milán es un “patito feo” dentro de las ciudades italianas, la realidad es que es una ciudad que atesora numerosos lugares interesantes. Hagamos un breve repaso de los principales atractivos monumentales de Milán, para visitar en un par de días, al menos.

  • El Castillo Sforza (Sforzesco) con sus grandes dimensiones es uno de los edificios más interesantes de la ciudad. Este edificio del siglo XIV además de su importancia histórica y artística atesora en su interior un importante museo de arte en el que se pueden encontrar obras tan fascinantes como la Piedad Rondanini de Miguel Angel. A los pies del castillo está el Parque Sempione, uno de los más grandes de Milán y un lugar muy animado durante los meses de primavera y verano.
  • Duomo de Milán, es una de las catedrales más bellas y reconocibles de Italia. En la terraza superior hay unas bonitas vistas (siempre que esté despejado) tanto de la ciudad como de la Madonnina, símbolo de Milán.
  • Galería Vittorio Emmanuele, esta preciosa galería es un buen lugar para hacer fotos y para disfrutar de sus cafeterías y tiendas. Su arquitectura decimonónica está culminada por bóvedas acristaladas.  Además permite ir desde el Duomo al Teatro della Scala sin mojarte en los días de lluvia.
  • Basílica de San Lorenzo y las famosas Columnas romanas, es uno de los lugares que más me gustan de Milán. Se sitúa muy cerca de Porta Ticinese y es un lugar de paso si te acercas a visitar los Navigli desde el Duomo o el Castillo.
  • Basílica de Sant’Ambrogio (Santo Ambrosio), lugar donde se custodian las reliquias de este santo patrón de Milán. Tiene una preciosa fachada enmarcada por un gran patio porticado y flanqueado por dos torres. Es un magnífico ejemplo del románico lombardo que no te puedes perder.
  • Los Navigli: los canales de Milán, el Naviglio Grande y el Naviglio Pavese, que es el que transportaba mercancías hasta la próxima ciudad de Pavía. Es una zona que conserva cierta tradición milanesa, con algunos patios visitables y muchos locales de ocio para tomar el aperitivo.
  • El cementerio Monumental, es un gran cementerio inaugurado en la década de los 60 del 1.800. En él reposan los restos de numerosos italianos ilustres desde artístas y literatos hasta algunos jugadores de fútbol del siglo XX. Es fácil llegar con transporte público aunque no está en pleno centro.
  • Pinacoteca Brera, uno de los museos de pintura más importantes de Italia y más visitados. Es una auténtica delicia, además se encuentra en un barrio muy bonito por el que es muy agradable pasear.
  • Iglesia de Santa María delle Grazie, además de ser un precioso exponente de arquitectura renacentista en Lombardía, con una bonita decoración de medallones, contiene una de las obras maestras de la pintura. Allí, siempre bajo reserva, podrás visitar la archiconocida Última Cena de Leonardo da Vinci.
Antigua Porta Nuova en Milán
Antigua Porta Nuova en Milán
¿Buscas un alojamiento en Milán? Te aconsejaría que te alojases lo más cerca del centro posible si vas a aprovechar la noche. Si solo vas a hacer turismo por el día, por comodidad, la zona de Milano Centrale con autobuses y trenes es lo mejor. Sin embargo, de noche no hay apenas actividad y no hay muchos restaurantes. Echa un vistazo a los hoteles en Milán. En mi última visita me alojé en el Hotel Marconi (4 Estrellas), en otras ocasiones he estado en: Hotel Delle Nazioni (3 estrellas – Centrale), al ladito otra vez en Hotel Mennini (3 estrellas – Centrale). En alguna ocasión me he hospedado en la zona Fiera, pero no recuerdo los nombres de los hoteles.

Y después de todo esto ¿Roma o Milán?

Elige Roma sí…

Si eres un amante del arte, no hay lugar para el aburrimiento en la ciudad eterna. Sus calles son un monumento y sus edificios te asombrarán. Sus colinas y vistas son absolutamente maravillosas, por supuesto hay que subir a algunas de ellas para verlas. Los rincones romanos como la plazoleta de San Carlo alle Quattro Fontane son simplemente emocionantes. No lo dudes, es la ciudad perfecta para los amantes de las artes y la cultura.

Si tienes más de un fin de semana y puedes tener una escapada larga. Roma se merece que la disfrutes durante al menos cuatro días. Hay tanto que ver y que hacer en esta ciudad que un fin de semana se va a quedar muy corto para visitarla, por lo que si dispones de varios días no lo dudes. Roma es para disfrutarla, para pasearla y para sentirla.

Si es la primera vez que vas a visitar Italia, sin duda, te recomiendo Roma. Personalmente, como inmersión en la tradición italiana, me parece una ciudad más interesantes. No es que Milán no tenga zonas y lugares tradicionales, pero que lo representa mucho mejor Roma.

Roma es aconsejable casi en cualquier época del año. Es verdad que en verano hace bastante calor y en algunas ocasiones puede ser axfisiante como cualquier gran cuidad. Sin embargo, la climatología en general es mucho mejor que en Milán. En Milán el invierno es muy duro, suele llover bastante y hacer frío y el verano es muy húmedo y caluroso, por lo que primavera y otoño son las mejores épocas.

Callejuelas de Trastevere
Callejuelas de Trastevere, por si tienes un poquito de tiempo más

Elige Milán sí…

Si tienes pocos días para tu visita, por ejemplo, si tienes un fin de semana de viernes a domingo y quieres hacer una escapada urbana. Milán es perfecto para que en dos días puedas visitar varios de sus monumentos, caminar por sus calles, hacer shoping… Sí, esa es otra de las principales razones para elegir Milán. Es la ciudad de la moda y por ello cuenta con un sin fin de posibilidades para hacer compras y ver las nuevas tendencias del mercado de la moda.

Encontrarás todas las marcas de alta costura italiana y europea y también marcas comerciales globales como Zara, Mango, Berska, etc. En Milán la moda nunca falla y las grandes avenidas como Vía Torino o Corso Buenos Aires están plagadas de compradores. Pero aunque es una ciudad de moda el arte no falta y los rincones encantadores como la Piazza dei Mercanti, ¡no te la pierdas!

Si ya has visitado otras ciudades italianas en el centro y sur, si conoces algunas ciudades de arte como Venecia o Florencia. Probablemente no te defraude porque es una ciudad con muchísimos atractivos aunque no sea la imagen o el símbolo de ciudad italiana.

Elige cualquiera de las dos sí…

Si quieres disfrutar de Italia en general. No importa donde vayas ya que en cualquiera de ellas encontrarás numerosos lugares que visitar, gente amable y buena comida. Aunque es cierto que las prisas de las grandes ciudades se notan en las dos. Las dos son similares en precios tanto en los alojamientos como en la restauración, solo tienes que tener cuidado para no “turistear” demasiado. Si vives en Madrid o Barcelona verás precios muy similares en las comidas y algo más caros en la bebida.

El alojamiento y los servicios son muy similares en ambos. Las zonas de la estación nunca son las mejores en Italia, aunque quizá Roma Termini es un poquito mejor, gracias al número de turistas que pasa por ella, que la de Milano Centrale. En las dos caminarás mucho y puedes tomar tanto metro como otros medios de transporte. Roma o Milán ¿por qué elegir?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *