Niza en invierno Fuente: Wikimedia Commons

Niza en invierno: ciudad del mes en febrero

Niza se encuentra en el departamento de Alpes Marítimos y se considera la ciudad más importante de la Costa Azul de Francia. Situada en un enclave ideal, está a sólo 20 km de Mónaco y unos 30 de Italia, además de contar con sus playas y su ambiente festivo, está llena de rincones, museos y lugares de interés que visitar. Os enseñamos lo que la ciudad os puede ofrecer para una escapada, incluso invernal.

Ciudad del mes: Niza en invierno, por ejemplo en febrero

¿Cómo llegar a Niza?

Hay vuelos diarios desde Madrid y Barcelona al aeropuerto de Niza.  Aerolineas como Iberia Express, Vueling y Easyjet  unen la ciudad con numerosos puntos de España. También se puede acceder en tren pero requiere realizar transbordos en ciudades como Marsella. El viaje en tren es agradable y además se puede combinar con otras ciudades del sur de Francia como Narbona o Carcasona.

Datos básicos de Niza

Niza es una ciudad del sureste de Francia, situada en la región Provenza-Alpes-Costa Azul, que posee 350.000 habitantes. Hasta finales del siglo XIX fue parte de Italia. Esta influencia permanece en el dialecto nizardo, que posee una mezcla de lengua occitana con el dialecto piamontés.

Dada su situación, las temperaturas son muy agradables durante el año con inviernos muy suaves. Sin embargo, debido a la humedad en el verano, aconsejamos visitarla en primavera u otoño.

Visitas imprescindibles: itinerario por la ciudad

El primer lugar que visitar en la ciudad es el famoso Paseo de los Ingleses, precioso paseo marítimo de Niza repleto de edificios residenciales. hoteles  y casinos que datan de su esplendor en el siglo XIX. Uno de los edificios más emblemáticos es el Hotel Negresco. El Hotel Negresco fue construido en 1912 y destaca por su conocida cúpula rosa y su lámpara de araña con más de 16.000 cristales. Desde Errol Flynn hasta los Stones han pasado por allí, y su personal sigue vistiendo como en el siglo XIX:

En este mismo paseo, puedes ver la bonita Villa Massena, también del siglo XIX,que alberga el museo de Historia y de arte de Niza. Desde este mismo paseo puedes acceder a La colina del castilloprecioso parque a 93 metros de altura con mosaicos, una cascada y vistas increíbles de la bahía, el puerto y el casco histórico de la ciudad. Accesible a pie o en un ascensor de estilo modernista.

A pocos metros de la colina se encuentra una de las joyas de la ciudad: el Casco Antiguo o Vieux NiceAquí encontramos la famosa plaza Cours Saleya. En esta plaza vivió el famoso pintor Matisse y alberga un mercado de flores por las mañanas desde el siglo XIX. Vale la pena dar un paseo por este barrio con sus calles estrechas, sus casas de colores y sus iglesias rococó, que recuerdan su pasado italiano.

En la plaza Rossetti, debemos hacer una parada obligada es la Catedral de Santa Reparata, Catedral barroca con una cúpula de azulejos de colores estilo genovés. Este bonito paseo marítimo termina en el puerto de Niza. Pequeño puerto rodeado de deliciosos restaurantes.

Museos en Niza

Niza posee una gran variedad de museos que no dejarán indiferente a aquellos que se sientan más atraídos por el arte. Os aconsejamos visitar algunos de los siguientes, la mayoría se encuentra en el barrio de Cimiez. En esta zona es donde se concentran tanto museos como lugares de interés, además este barrio es fácilmente accesible en los autobuses públicos. 

  • Museo Henry Matisse. Encontramos la retrospectiva de su obra desde 1890 con una amplia variedad. Es un museo pequeñito que recorre la vida y figura de Matisse que vivió bastantes años en la ciudad. Además de su obra pictórica el museo recoge algunos objetos personales del autor y de la época.
  • Museo Marc Chagall. También se encuentra situado sobre la colina del barrio de Cimiez. En él hay numerosas obras del artista. Cuenta con obras de inspiración religiosa, así como vidrieras y esculturas donadas por el autor los años 60 y 70. Destaca su jardín con olivos.

También en Cimiez os aconsejamos visitar las ruinas romanas y sobre todo el Monasterio de Cimiez que posee un precioso jardín muy variado y cuidado. En esta zona encontramos también villas y edificios dignos de admirar.

  • MAMAC: Museo de Arte Moderno y Arte Contemporáneo. A poca distancia del casco histórico se encuentra este interesante museo por su arquitectura y sus obras, en concreto las de Niki de Saint Phalle. Además posee muy buenas vistas de la ciudad.

Gastronomía

Uno de los puntos fuertes de la ciudad por su variedad y originalidad es la gastronomía. Os detallamos algunos de sus platos típicos y dónde podéis probarlos si visitáis la ciudad:

  • Socca: tradicional plato marinero a base de harina de garbanzos. Se trata de una tortita que se come con las manos. Aconsejamos Chez Pippo, local tradicional desde 1923, situado en el puerto.
  • Pissaladière: Pan con anchoas, cebolla confitada y olivas negras. Se encuentra en muchos locales en el casco antiguo. En el puerto aconsejamos Le Jardin d’Hélène.
  • Ensalada niçoise: ensalada variada con olivas de Niza, atún, tomate, anchoas, huevo duro,lechuga y una vinagreta local. Se encuentra en prácticamente todos los restaurantes de la ciudad. También disponible en sandwich llamado Pan Bagnat.

No te puedes perder: 

  • Catedral ortodoxa rusa de Niza: Es el edificio de culto ortodoxo más importante fuera de Rusia y está clasificado como monumento histórico. Tiene una bonita fachada que mezcla mármol, cerámica y ladrillos. Es posible visitar su interior
  • Parque Alberto Iº. Uno de los parques más antiguos de la ciudad. Situado en el centro de la ciudad con un arco de 19 metros de longitud y la fuente de los Tritones que es patrimonio histórico.
  • Las mermeladas artesanales de la Confiserie Florian en pleno puerto de Niza. Abierta desde 1974, permite ver la elaboración y degustar sus fantásticas mermeladas. Aconsejamos sobre todo la de pétalos de rosa.
  • Helados Azzurro en la Plaza Rossetti. Helados que conservan la tradición italiana. Hasta el cucurucho es artesanal.

Tips de viaje: consejos

  • Merece la pena una visita a sus carnavales que son durante dos semanas en el mes de febrero. Sus carrozas son increíbles y se hace una batalla de flores en el paseo marítimo. Es también visible sin reservar asiento.
  • Coger un tren regional para recorrer el litoral de Niza hasta la misma frontera con Italia. El tren bordea toda la costa y las vistas son fantásticas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com