Qué ver en Delft
Europa,  guías viaje fin de semana

Qué ver en Delft en un día

Delft es una encantadora ciudad holandesa situada estratégicamente. Está a tan solo 60 km de Amsterdam, 15 kilómetros de La Haya y un cuarto de hora en tren de Rotterdam.   Se trata de una de esas pequeñas pero maravillosas ciudades europeas a las que hay que dedicar al menos un día de turismo para visitar sus preciosas calles y canales. Hoy te contamos qué ver en Delft un lugar con una atmósfera y un aire pintoresco que recuerda los lienzos barrocos de Wermeer. Un sitio donde se respira una calma moderna que hacen de ella un rincón muy especial en el centro de los Países Bajos.

En este post encontrarás:

      • Recorrido por el centro histórico
      • Dónde dormir en Delft

Qué ver en Delft: ruta de un día

Recorrido por el centro histórico

La ciudad es famosa, en buena parte, gracias a las vistas paisajistas y costumbristas que el pintor holandés Vermeer realizó en el siglo XVII. Seguramente muchos hemos visto la película La joven de la perla dedicada a una de las criadas del pintor y que representa muy bien la vida cotidiana de la época. Sin embargo, otros, no habrán oído hablar nunca de esta joya holandesa que nosotros teníamos muchísimas ganas de visitar.
Delft tiene un centro medieval de reducidas dimensiones, en el que se puede caminar fácilmente para llegar a los puntos  de mayor interés en la visita. Por ello, una de las mejores opciones que se tiene es recorrer este pequeño centro histórico dando un grato paseo para así, sorprendernos con la arquitectura, las calles y los canales. Además siempre es grato realizar una parada en alguna buena tienda de quesos que harán las delicias de los amantes de la gastronomía. Hay un montón de tiendas con quesos, sobre todo, y de todo tipo: al pesto, con pimiento… casi cualquier sabor.
Canales de Delft
Canales de Delft
Una de las principales atracciones de la ciudad es la cerámica azul, así que algunas fábricas ofrecen visitas guiadas para descubrir como se realizan estos objetos, la historia y las variedades de la producción. Esta famosa cerámica se elabora en Delft desde el siglo XVII. Entre 1600 y 1800, esta cerámica gozó de popularidad entre las familias acaudaladas que llenaban sus casas de ajuares con cerámicas para el deleite gastronómico. Una de las fábricas más famosas y más conocidas, sobre todo por su antigüedad, es la Royal Delft y Delft Pottery De Delftse Pauw, que podéis visitar ya que ofrece estas visitas.
Lo primero que puedes hacer al salir de la estación, si vas en tren, (además de alucinar con la cantidad de bicicletas que hay, mira las fotos) es seguir recto hasta Oude Delft. Una de las primeras visitas es el Stedelijk Museum Het Prinsenohof, un museo que recuerda el asesinato del príncipe Guillermo de Orange. Dentro del museo también podéis contemplar ejemplos de la maravillosa cerámica de Delft de la que hablábamos un poquito más arriba.
A los holandeses les gustan las bicicletas
A los holandeses les gustan las bicicletas

El paseo por los preciosos canales, pasando algunos puentes y pequeñas callejuelas os llevará al punto central de la ciudad. El corazón de Deflg es una gran plaza donde se encuentra situado el Ayuntamiento en un extremo, enfrentado con la

lugar donde se encuentra el panteón de la Familia Real holandesa. Uno de sus principales atractivos es la gran torre campanario, que cuenta con más de 100 metros y es una de las más altas del país. Esta gran torre es una de las visitas más monumentales que ver en Delft.

 

Nievwe Kerk (o Iglesia nueva)
Nievwe Kerk (o Iglesia nueva)

Muy cerca de la gran plaza se encuentra la iglesia Vieja, Oude Kerk, iniciada en el siglo XIII por el arquitecto holandes Van der Bosch y cuya construcción se concluye en el XIV con una gran torre cuadrada. No es que sea realmente una iglesia muy nueva pero lo era en el inicio de su construcción

La torre cuadrada de la Iglesia Nueva
La torre cuadrada de la Iglesia Nueva inspirada en la visión de un mendigo

No os olvidéis en vuestro paseo, de visitar el Centro Vermeer, al borde de un precioso canal y en el que se pueden encontrar algunas de sus obras, durante su vida sólo realizó 37, y que está situado en la antigua vivienda del pintor. Siendo un autor tan poco prolijo ver alguna de sus obras es un auténtico privilegio. La obra de Veermer es una de las cosas más importantes que ver en Delft, sin duda, no os lo perdáis.

Casa de Vermeer en Delft
Casa de Vermeer en Delft

Delft os gustará, no la dejéis pasar, se puede visitar llegando en tren en la ruta Rotterdam – La Haya – Amsterdam y merece la pena pasar un día. Es fácil de recorrer y es una ciudad muy entrañable. Tiene rincones realmente muy bellos entre sus canales y su bonita arquitectura.

Canales de Delft

Dormir en Delft o sus cercanías

Y si estáis buscando un hotel por la zona Delft nos parece un sitio perfecto para una estancia romántica, nosotros estuvimos una noche en un precioso hotel en pleno centro Hotel Grand Canal. Muy recomendable y con un precio básico para ser Holanda, menos de 100€ la noche.

Palo en Delft y los canales
Palo en Delft y los canales

Si buscas hoteles en Rotterdam te recomendamos que eches un vistazo en Booking. En Rotterdam nos hemos alojado dos veces y la experiencia tanto en el hotel fue buena. En el Hotel Grand Central pasamos solo una noche, es un hotel muy barato, con algunas habitaciones renovadas pero algo viejete. Se puede dormir por 50€ en habitación doble, correcto para estar de paso. En otra ocasión estuvimos en un Easy Hotel muy básico y económico.

Respecto a los hoteles en Amsterdam no podemos daros grandes consejos pero sí un para de recomendaciones. La primera es que es una ciudad realmente cara para dormir, es uno de los sitios del mundo donde más dinero nos gastamos y peor hotel encontramos. No os alojéis en el Hotel Quentin England: sucio, húmedo, desayuno escaso… Y caro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *