Mesón La Noria de Dulcinea en El Toboso: cocina castellanomanchega

El mesón La Noria de Dulcinea en El Toboso, es uno de esos restaurantes tradicionales que te sirven para descubrir los platos y la gastronomía típica de la zona, en este caso la comida castellanomanchega. El Toboso es una bonita localidad manchega, célebre por se la cuna de la no menos famosa Dulcinea. La mujer que enamoró a Alonso Quijano, o lo que es lo mismo, Don Quijote de la Mancha, un trasnochado héroe de mil batallas, enloquecido y en busca de un amor platónico. Hoy comemos en la Noria de la tal señora Dulcinea que no era otra que la campesina Aldonza Lorenzo.

Comer en el restaurante La Noria de Dulcinea en el Toboso

El restaurante tiene un ambiente muy rural, con la decoración típica de los pueblos castellanos: elementos relacionados con la siembra y la siega, como los arados, el riego, etc… El elemento principal de la decoración es la noria de agua, de ahí el nombre del mesón. Para encontrar el mesón tenéis que buscar la casa de Dulcinea, ya que se encuentra a pocos pasos.

La Noria es un restaurante de comida principalmente “casera” de la zona. Ciertamente, probamos cosas bastante tradicionales como las migas del pastorcillo, un plato elaborado a base de miga de pan, aceite de fritura de chorizo y dientes de ajo. El plato venía servido con unas uvas enormes que le dieron un contraste muy interesante a las migas, nos resultaron realmente muy ricas.
Migas Restaurantes Mesón La noria de Dulcinea El Toboso
Un plato singular, sin duda, es el morteruelo, si no te gusta la caza es un plato complicado porque conjuga los sabores fuertes de la carne de caza y se puede hacer pesado. Estaba muy bueno, aunque es recomendable comer un poquito, sino la digestión puede ser bastante pesada. El morteruelo es un plato típico de Castilla la Mancha, en concreto de la zona de Cuenca, que también hemos probado en Huete, se elabora básicamente con productos del “monte”, como libre, perdiz, etc. Su aspecto es una especie de masa que se puede huntar sobre pan: un plato interesante para los que somos de capital, contundente.
Morteruelo Restaurantes Mesón La noria de Dulcinea El Toboso
Otro plato de caza que probamos, mucho más suave, fueraon las croquetas de perdiz, no esperaba que me gustasen mucho, soy poco dada a este alimento, pero sí, las croquetas de perdiz del Mesón La Noria son una esquisitez. Para bajar calorías pedimos una ensaladita, normal y corriente, que siempre ayuda a las digestiones.
Restaurante Mesón La noria de Dulcinea El Toboso
Como no podía faltar en este restaurante tienen postres tradicionales, como el arroz con leche, las mouses y el quese con membrillo que nosotros pedimos en forma de tarta. Me gustó mucho la testura de la parte de tarta de queso, muy fino y con un buen sabor.
Restaurante Mesón La noria de Dulcinea El Toboso
 En resumen, si visitas La Mancha, una zona muy recomendable por toda su relación con la literatura cervantina y la belleza de sus paisajes salpicados de molinos, y te gusta la comida tradicional no dudes en visitar la Noria de Dulcinea. El Mesón la Noria de Dulcinea es un buen restaurante de comida tradicional a precio muy conveniente.

Gracias por pasar!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *